Adobe Tag Manager – Funcionamiento y entornos

Introducción

Siguiendo la estela de Google y tras el lanzamiento de Google Tag Manager, Adobe da su do de pecho y saca posteriormente su propio sistema de tag management. En un post anterior explicamos las cuatro cosas a considerar en la utilización de un sistema de tag management. A lo largo de este post vamos a tratar de explicar cómo funciona el sistema presentado por Adobe y que poco a poco se irá integrando en las diferentes implementaciones de productos de la suite.

Funcionamiento y estructura

Adobe Tag Manager se basa en contenedores, y cada contenedor lleva asociado un fragmento de código y una librería. El código  debemos introducirlo en todas las páginas que vayan a ser susceptibles de utilizarlo, y la librería debe ser también referenciada por las mismas páginas.

El funcionamiento se puede describir de la siguiente forma: cuando el código de la página es ejecutado, éste acarrea la ejecución del código de la librería que “llama” al contenedor. Esta “llamada” provoca a su vez la invocación de todo el código incluido dentro del contenedor, que se añade a la página como si estuviera en la misma junto al resto. De esta forma lograremos, entre otras cosas:

Adobe-Tag-Manager

  • Posibilidad de realizar cambios sin necesidad de tocar el código o el entorno en el que está situado la página. Podemos modificar código desde el  propio contenedor sin necesidad dem modificar el código de la página
  • Carga de menos código directamente desde el servidor del site, lo que conlleva una mejora en la velocidad de carga de la página

Cada contenedor creado en el sistema puede ser personalizado, tal y como se aprecia en la imagen, con diferentes funcionalidades como las siguientes:

  • Un producto de la suite de adobe: entre los que se encuentran SyteCatalyst, Test&Target o Survey. Se preveé que se ampliará con más productos en el futuro
  • Un bloque de código HTML
  • Un bloque de código JavaScript
  • Un bloque de código JavaScript situado en un entorno remoto
  • Etc

Centrándonos en SiteCatalyst, cada contenedor representa dentro de la herramienta lo mismo que una librería bajo el sistema tradicional. En otras palabras, la librería que se utiliza en la implementación sin Tag Manager se incluye completa en el contenedor, y se invoca desde la librería del contenedor que debe ser incluida y referenciada en las páginas del site.

Entornos

adobe tag manager entornos

Cada contenedor dentro de Adobe Tag Manager está formado de tres entornos diferentes: dev, stage y live. Mediante el mismo código asociado al contenedor completo se pueden realizar pruebas con diferentes versiones del código de los componentes del contenedor.  De la misma manera es posible gestionar permisos para que el último paso -el pase a producción puede ser crítico, ya que la inclusión de código en una página puede alterarla considerablemente- sólo lo puedan ejecutar personas autorizadas, dejando el resto de fases de desarrollo para las pruebas técnicas previas.

Para realizar pruebas sobre cada entorno, Adobe proporciona una metodología basada en la introducción de una cookie en el navegador. En función de la cookie que utilicemos se activará una u otra versión del contenedor, lo que nos permitirá probar versiones en pruebas sobre entornos totales de producción. Estas versiones preliminares sólo se verán bajo dicha cookie, que debe ser creada manualmente.

Conclusión

Todo parece indicar que este sistema se presenta como una alternativa de Tag Management ideal para aquellos que hacemos un gran uso de las herramienta de la suite de Adobe. Al igual que las plataformas de Tag Manager de otros distribuidores, permite manejar y modificar código de una forma rápida y sin necesidad de interceder con el equipo técnico encargado del desarrollo del site. De esta forma cualquier cambio que queramos realizar será siempre más ágil :).

¿Has probado ya el sistema de Tag Management de Adobe?

Escribir un comentario